Skip Navigation

Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU.www.hhs.gov

Oficina de Salud de las Minorías (teléfono: 1-800-444-6472)
Sobre OMH
Nuestros Servicios
Prefil: Hispanos/Latinos
Desigualdades en Salud
Organizaciones Latinas
Para una Vida Saludable
OASH Página Principal

Infografía de una persona haciendo una pregunta
¿Necesita ayuda?
Preguntas frecuentes

Glosario bilingüe de prevención del VIH/SIDA





Siga a la Oficina de Salud de las Minorías en Twitter




OMH Contenido

Enfermedades cardíacas

Enfermedades cardíacas

 
 
Enfermedades cardíacas
 
 
¿Qué es la enfermedad cardíaca y por qué ocurre?
La enfermedad cardíaca coronaria es la forma más común de las enfermedades del corazón. Se trata de un desorden de los vasos sanguíneos del corazón que puede conducir a un ataque cardíaco. Esto sucede cuando se produce la obstrucción de una arteria, lo cual impide que el oxígeno y los nutrientes lleguen al corazón. Catalogada a menudo como otra de las tantas enfermedades cardíacas, la enfermedad cardíaca coronaria conforma el grupo de las diversas enfermedades cardiovasculares, en alusión a las enfermedades del corazón y del sistema vascular sanguíneo. Este tipo de enfermedades también abarcan al derrame cerebral, hipertensión arterial, angina de pecho (dolor en el pecho) y a la enfermedad cardíaca reumática.

Una de las razones por las cuales las personas no se preocupan demasiado acerca de las enfermedades cardíacas es que piensan que las pueden tratar mediante una intervención quirúrgica. Sin embargo, esto es un mito ya que la enfermedad cardíaca es una condición que afecta de por vida y una vez que se desarrolla no desaparece. Los procedimientos quirúrgicos como el baipás y la angioplastia, pueden ayudar a que la sangre y el oxígeno lleguen al corazón con mayor facilidad pero las arterias permanecen dañadas y esto representa el riesgo de sufrir un ataque cardíaco. Es más, el estado de los vasos sanguíneos seguirá deteriorándose de forma paulatina, a menos que el paciente realice algunos cambios en sus hábitos diarios. Es necesario subrayar que muchas personas mueren a raíz de las complicaciones cardíacas o resultan discapacitadas de por vida.
¿Cuáles son los factores de riesgo?
Los factores de riesgo comprenden al conjunto de condiciones genéticas y hábitos que determinan el riesgo personal de desarrollar una enfermedad. Igualmente, estos factores pueden empeorar el proceso de una enfermedad que ya ha sido diagnosticada. En el caso de las enfermedades cardiovasculares, uno puede reducir los siguientes factores de riesgo: hipertensión arterial, colesterol alto, diabetes, tabaquismo, sobrepeso e inactividad física.

Por su parte, los factores de riesgo como la edad y tener antecedentes familiares de enfermedades cardíacas a temprana edad, no son modificables. En el caso de las mujeres, la edad se transforma en un factor de riesgo a partir de los 55 años. Después de la menopausia, el riesgo de las mujeres aumenta en cierta medida debido a la disminución de estrógeno en su organismo. Mientras que algunos factores de riesgo no pueden cambiarse, es importante considerar que muchos otros pueden ser controlados. Sin importar su edad, sus antecedentes o el estado de su salud, usted puede disminuir el riesgo de desarrollar enfermedades cardíacas sin que esto le implique mayores inconvenientes. Para cuidar su corazón puede hacer cosas tan simples como dar una caminata a paso ligero, realizar cambios en su dieta o buscar el apoyo necesario para mantener un peso saludable.
Los signos generales y los síntomas de la enfermedad cardíaca
El primer paso hacia la salud del corazón es enterarse del riesgo que cada uno tiene de desarrollar enfermedades cardíacas. Aunque algunos riesgos como fumar cigarrillos son obvios, otros no lo son. Por ejemplo, la hipertensión arterial o tener colesterol alto no suelen manifestarse de forma tan obvia. Es de vital importancia reunir toda la información posible para elaborar un “perfil personal del corazón” y conocer cuáles son los riesgos inminentes.
Diagnóstico
Además de no descuidar los factores de riesgo que lo pueden afectar directamente, necesita conocer los resultados de sus análisis clínicos. Por ejemplo, debería saber cuáles son los valores del colesterol y de la presión arterial. Un estudio de riesgo cardíaco es un plan preventivo de afecciones cardíacas y factores relacionados a la salud que han demostrado ser capaces de establecer el grado potencial de sufrir un problema coronario. A su vez, han sido perfeccionados para indicar el grado de riesgo, el cual puede ser leve, moderado o alto.
¿Cómo se trata la enfermedad cardíaca?
El tratamiento depende de varios factores, incluyendo los resultados de las pruebas mencionadas anteriormente, la historia clínica del paciente y el estilo de vida familiar y personal. Algunas opciones de tratamiento son la operación quirúrgica, la cauterización y la ingesta de anticoagulantes y otras medicinas.






Última modificación: 11/10/2007 11:33:00 AM

OMH Página principal  |  HHS Página principal  |  USA.gov  |  Descargo de responsabilidad  |  Política de privacidad  |  HHS FOIA  |  Accesibilidad
Mandato de un Lenguaje Sencillo  |  Mapa del sitio  |  Contáctenos  |  Visualizadores y reproductores

Oficina de Salud de las Minorías
Línea gratuita: 1-800-444-6472 / Fax: 301-251-2160
Correo electrónico: info@minorityhealth.hhs.gov

Buzón de sugerencias