Skip Navigation

Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU.www.hhs.gov

Oficina de Salud de las Minorías (teléfono: 1-800-444-6472)
Sobre OMH
Nuestros Servicios
Prefil: Hispanos/Latinos
Desigualdades en Salud
Organizaciones Latinas
Para una Vida Saludable
OASH Página Principal

Infografía de una persona haciendo una pregunta
¿Necesita ayuda?
Preguntas frecuentes



Siga a la Oficina de Salud de las Minorías en Twitter




Búsqueda temática
 
 
Según los CDC, los casos del virus del Nilo Occidental siguen aumentando y hasta ahora el número de muertos asciende a 87
Texas es el estado más afectado con el 45 por ciento de las infecciones transmitidas por mosquitos

Por Steven Reinberg
Reportero de Healthday

Read this news in English

MIÉRCOLES, 5 de septiembre (HealthDay News) -- Uno de los peores brotes del virus del Nilo Occidental en los Estados Unidos hasta ahora sigue sin dar tregua, según las autoridades federales de salud, con un total de 1993 casos en humanos, incluidas 87 muertes.

Aunque todos los estados, menos Alaska y Hawái, han reportado al menos un caso del virus del Nilo Occidental, más del 70 por ciento de los casos se han producido en seis estados: Texas, Dakota del Sur, Misisipí, Oklahoma, Luisiana y Michigan.

El brote ha golpeado con más dureza a Texas, donde se han reportado casi la mitad (el 45 por ciento) del total de casos en Estados Unidos.

"Los 1993 casos reportados hasta ahora en 2012 constituyen el mayor número de casos de la enfermedad del Nilo Occidental informado a los CDC hasta la primera semana de septiembre, ya que el virus del Oeste del Nilo se detectó por primera vez en Estados Unidos en 1999", señaló la Dra. Lyle Petersen, directora de la División de enfermedades transmitidas por vectores infecciosos de los CDC, durante la conferencia de prensa al medio día.

Hasta el martes, se habían informado 1069 casos (54 por ciento) clasificados como enfermedad neuroinvasiva, cuando el virus entra al sistema nervioso, causando enfermedades como meningitis o encefalitis. Los 924 casos restantes (46 por ciento) fueron clasificados como enfermedad no neuroinvasiva, señalaron los CDC.

Petersen apuntó que la epidemia alcanzó probablemente su punto máximo a finales de agosto. Y aunque "posiblemente ya superamos el máximo histórico, es posible que un gran número de casos de la enfermedad del virus del Nilo no hayan sido reportados aún, en gran parte debido al retraso entre que una persona se enferma e informa la enfermedad", señaló.

Las razones del brote de este año no están claras. Una sequía en Texas podría haber jugado un papel, pero es probable que haya otros factores, señalaron las autoridades.

La mejor forma de evitar el virus es usar repelentes contra insectos y los programas de apoyo local para erradicar los mosquitos, apuntó Petersen.

Actualmente no hay ningún tratamiento para el virus del Nilo Occidental ni ninguna vacuna que lo prevenga, agregó.

El Dr. David Lakey, comisionado del Departamento Estatal de Servicios de Salud, dijo que las autoridades de salud de su estado "siguen estando muy preocupadas por el brote de virus del Nilo".

"Históricamente, en agosto se alcanza el punto máximo, pero este año ha sido impredecible, el virus ha sido impredecible, y tenemos un gran número de casos", señaló, y agregó que" 2012 es oficialmente el peor año para el virus del Nilo Occidental".

En términos generales, el 80 por ciento de las personas que están infectadas con el virus del Nilo Occidental no presentan síntomas o pocos, mientras que el 20 por ciento presenta síntomas leves, tales como dolor de cabeza, dolor en las articulaciones, fiebre, erupciones en la piel e inflamación de ganglios linfáticos.

Las personas mayores de 50 años y las personas que tienen ciertas afecciones médicas, tales como cáncer, diabetes, hipertensión, enfermedad renal y trasplantes de órganos, están en mayor riesgo de tener una forma grave de la enfermedad.

No hay tratamientos específicos para el virus del Nilo Occidental.

Aunque la mayoría de las personas con casos leves de virus del Nilo Occidental se recuperan por sí solas, los CDC recomiendan que cualquier persona que presente síntomas debe acudir a su médico de inmediato. La mejor forma de protegerse contra el virus del Nilo Occidental es evitando las picaduras de mosquitos, los cuales contraen la enfermedad a través de aves infectadas. Los CDC recomiendan seguir los siguientes pasos para protegerse:

  • Utilizar repelentes contra insectos cuando se esté al aire libre.
  • Usar camisas de manga larga y pantalones desde el amanecer hasta el anochecer.
  • No dejar agua estancada afuera en recipientes abiertos, tales como macetas, cubetas y piscinas para niños.
  • Instalar o reparar las mosquiteras de ventanas y puertas.
  • De ser posible, usar aire acondicionado.

Más información

Para más información sobre el virus del Nilo Occidental, visite los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2011, HealthDay

logo

FUENTES: Sept. 5, 2012, press conference with Lyle R. Petersen, M.D., M.P.H., director, Division of Vector-Borne Infectious Diseases, U.S. Centers for Disease Control and Prevention; David L. Lakey, M.D., Commissioner, Texas Department of State Health Services
© Derechos de autor 2012, HealthDay

La información en los artículos de HealthDay News procede de diferentes fuentes y no responde a la política del Gobierno federal. El Centro de Información de la Oficina de Salud de las Minorías no se hace responsable de las opiniones, productos y servicios que puedan aparecer en los artículos publicados.

Última modificación: 07/09/2012 04:00:00 p.m.
OMH Página principal  |  HHS Página principal  |  USA.gov  |  Descargo de responsabilidad  |  Política de privacidad  |  HHS FOIA  |  Accesibilidad
Mandato de un Lenguaje Sencillo  |  Mapa del sitio  |  Contáctenos  |  Visualizadores y reproductores

Oficina de Salud de las Minorías
Línea gratuita: 1-800-444-6472 / Fax: 301-251-2160
Correo electrónico: info@minorityhealth.hhs.gov

Buzón de sugerencias