Skip Navigation

Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU.www.hhs.gov

Oficina de Salud de las Minorías (teléfono: 1-800-444-6472)
Sobre OMH
Nuestros Servicios
Prefil: Hispanos/Latinos
Desigualdades en Salud
Organizaciones Latinas
Para una Vida Saludable
OASH Página Principal

Infografía de una persona haciendo una pregunta
¿Necesita ayuda?
Preguntas frecuentes



Siga a la Oficina de Salud de las Minorías en Twitter




Búsqueda temática
 
  Las noticias de HealthDay imaginan para el artículo titulado: Los CDC informan que la tasa de autismo aumenta a 1 de cada 88 niños en EE. UU.  
 
Noticias
Los CDC informan que la tasa de autismo aumenta a 1 de cada 88 niños en EE. UU.
Los chicos tienen un riesgo incluso mayor; expertos señalan que parte del aumento podría deberse a un mejor diagnóstico

Por Steven Reinberg
Reportero de Healthday

Read this news in English

JUEVES, 29 de marzo (HealthDay News) -- La tasa de trastornos del espectro autista continúa en aumento entre los niños estadounidenses. Uno de cada 88 recibe ese diagnóstico, informaron el jueves los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

Se trata de un aumento respecto al cálculo de un niño de cada 110 publicado por los CDC hace apenas dos años. Los datos más recientes, de 2008, también muestran que el autismo es casi cinco veces más común entre los chicos que entre las chicas, ya que uno de cada 54 chicos es diagnosticado con la afección.

¿A qué se debe el aumento constante en los casos? Eso no está muy claro, apuntaron expertos.

"Sabemos que las personas desean respuestas sobre qué causa este aumento, y nosotros también", apuntó el jueves al mediodía durante una conferencia de prensa Coleen Boyle, directora del Centro Nacional de Defectos del Nacimiento y Discapacidades del Desarrollo de los CDC.

"Parte del aumento se debe a la forma en que los niños son identificados, diagnosticados y atendidos", apuntó. "Aunque no se sabe exactamente qué proporción es atribuible a esos factores".

Mark Roithmayr, presidente del grupo nacional de defensoría Autism Speaks, teorizó que alrededor de la mitad del aumento se explica mediante un mejor diagnóstico. Pero concurrió en que los motivos de la parte restante del aumento siguen siendo desconocidos.

Según el Dr. Thomas Frieden, director de los CDC, "el autismo es una afección compleja, y quedan muchas preguntas por responder". En la conferencia de prensa, dijo que "aprendemos más cada día, pero todavía falta mucho que aprender".

Según Roithmayr, lo que sí se sabe es que "claramente ahora hay una epidemia de autismo en EE. UU.". Y el aumento en la incidencia (de alrededor de 23 por ciento cada dos años) ha sido continuo, señaló.

El informe fue publicado el jueves en la revista de los CDC, Morbidity and Mortality Weekly Report.

Según las nuevas cifras de los CDC, la tasa de niños que son diagnosticados con autismo varía mucho según el estado. De uno por cada 210 en Alabama a uno por cada 47 en Utah. El mayor aumento en los diagnósticos se observó entre hispanos y negros, según el informe.

Los datos muestran que alrededor de once de cada mil niños de ocho años han sido diagnosticados con autismo actualmente, un aumento de 23 por ciento desde el último informe en 2009.

Una señal esperanzadora es que hay más diagnósticos tempranos, lo que puede ayudar en el tratamiento, anotaron los expertos. Los CDC apuntaron que ahora se diagnostican más niños con autismo para los tres años de edad. Entre los niños nacidos en 1994, apenas 12 por ciento de los casos se diagnosticaban para esa edad, pero entre los niños nacidos en 2000, esa cifra aumentó a 18 por ciento.

Por supuesto, la gravedad de un trastorno del espectro autista puede variar dependiendo del niño. Alrededor del 9 por ciento de los autistas son lo que se conoce como de "alto funcionamiento", alrededor de 44 por ciento sufren de la forma más grave de la afección, y 47 por ciento tienen las formas más leves de autismo, señaló Roithmayr.

Añadió que hay un panel, creado por la Asociación Americana de Psiquiatría (American Psychiatric Association), que actualmente busca cambiar la definición de autismo. Dicho cambio podría afectar estas cifras, y se incluirá en la próxima edición del Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales (DSM, por su sigla en inglés), la "biblia" de los trastornos psicológicos, utilizado por psiquiatras de todo el mundo.

Sin embargo, delimitar la definición de autismo sin duda alguna resultará controversial. "Es imperativo que el DSM5 no excluya a nadie del espectro", enfatizó Roithmayr. "Si lo hace, haremos una gran ofensiva".

El autismo también tiene otros costos. Según Autism Speaks, la carga financiera relacionada con el autismo se ha triplicado en los últimos seis años. Según esas nuevas cifras, el grupo calculó que el precio anual del autismo en Estados Unidos llegará a los 137 mil millones de dólares, apuntó. "Se trata de una emergencia nacional", aseguró Roithmayr. Cree que las compañías aseguradoras deben hacer más por ayudar a los padres a afrontar el costo de atender a un niño afectado con autismo.

Todo esto apunta a la necesidad de más financiación para investigar las causas genéticas y ambientales del autismo, agregó.

"Es preocupante que siga habiendo un aumento continuo en los trastornos del espectro autista", comentó el Dr. Andrew Adesman, jefe de pediatría del desarrollo y conductual del Centro Médico Pediátrico Steven y Alexandra Cohen de Nueva York, en New Hyde Park.

Aunque algunos niños autistas pueden mostrar avances significativos, muchos no, lo que resalta el impacto a largo plazo del problema tanto para los individuos como para la sociedad, añadió Adesman.

"Es un problema significativo desde el punto de vista de la salud pública", aseguró. "Hay una necesidad de que padres y médicos identifiquen a los niños con un trastorno del espectro autista tan pronto como sea posible con la esperanza de que maximice el resultado de desarrollo de los niños".

Buscando las señales de advertencia del autismo

Según la Dra. Rebecca Landa, directora del Centro de Autismo y Trastornos Relacionados del Instituto Kennedy Krieger, en Baltimore, las señales preocupantes incluyen:

  • Un niño sonría raras veces cuando sus cuidadores se le acercan.
  • Raras veces imita los sonidos y movimientos de los demás.
  • Tiene retrasos con el balbuceo, o lo hace infrecuentemente.
  • No responde a su nombre de forma constante.
  • No hace gestos para los 10 meses.
  • Tiene un mal contacto visual.
  • No busca atención con frecuencia.
  • Tensa los brazos, manos o piernas, o tiene movimientos corporales inusuales como rotar las manos a nivel de la muñeca, posturas poco comunes u otras conductas repetitivas.
  • No intenta alcanzar hacia la persona cuando le toman en brazos.
  • Retrasos en el desarrollo motor, por ejemplo en darse la vuelta, incorporarse y gatear.

Más información

Para más información sobre el autismo, visite los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de los EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2011, HealthDay

logo

FUENTES: March 29, 2012 U.S. Centers for Disease Control and Prevention press briefing with Thomas Frieden, MD, director, CDC, and Coleen Boyle, director, National Center on Birth Defects and Developmental Disabilities, CDC; Mark Roithmayr, president, Autism Speaks; Andrew Adesman, chief of developmental & behavioral pediatrics at the Steven & Alexandra Children's Medical Center of New York in New Hyde Park; March 29, 2012, report, Prevalence of Autism Spectrum Disorders Autism and Developmental Disabilities Monitoring Network, 14 Sites, United States, 2008, Morbidity and Mortality Weekly Report
© Derechos de autor 2012, HealthDay

La información en los artículos de HealthDay News procede de diferentes fuentes y no responde a la política del Gobierno federal. El Centro de Información de la Oficina de Salud de las Minorías no se hace responsable de las opiniones, productos y servicios que puedan aparecer en los artículos publicados.

Última modificación: 30/03/2012 04:00:00 p.m.
OMH Página principal  |  HHS Página principal  |  USA.gov  |  Descargo de responsabilidad  |  Política de privacidad  |  HHS FOIA  |  Accesibilidad
Mandato de un Lenguaje Sencillo  |  Mapa del sitio  |  Contáctenos  |  Visualizadores y reproductores

Oficina de Salud de las Minorías
Línea gratuita: 1-800-444-6472 / Fax: 301-251-2160
Correo electrónico: info@minorityhealth.hhs.gov

Buzón de sugerencias